Infantil: Incluye desde productos de alimentación, como las leches (sin descuidar las leches especiales para niños con intolerancia) hasta otros productos como chupetes, biberones o tetinas.